Actualizado:
10 diciembre 2016
21:04

Los bomberos rechazan el plan de Diputación para la plantilla

Consideran que las plazas que se crearán sólo consolidan los puestos cubiertos por interinos
Actualidad | 19-11-2016 | facebook yahoo twitter

El Grup d’Acció Sindical Bombers de la Muntanya ha mostrado su rechazo al plan que la Diputación Provincial ha previsto para la plantilla de este cuerpo. A raíz de unas declaraciones del diputado de Emergencias, Jaime Lloret, anunciando un plan para rejuvenecer la plantilla, apuntan que “o desconoce por completo la realidad del servicio de salvamento y extinción de incendios en las comarcas de la provincia, o dice lo primero que le pasa por la cabeza para salir del paso. En cualquier caso, las dos posibilidades son francamente preocupantes”.

En el comunicado se destaca que el diputado anuncia la creación de 30 plazas en 2017 para toda la provincia, que se suman a las 22 que han salido en 2016, y que “sirven para consolidar los puestos de trabajo de los bomberos que desde hace diez años aproximadamente están en situación de interinidad”.

A esto, añaden que “con este plan no aumenta la plantilla ni se rejuvenece, todo lo contrario, seguirá disminuyendo y envejeciendo, ya que en los próximos 2017 y 2018 serán muy numerosas las jubilaciones, en especial en el Área Operativa de la Muntanya, por no hablar de los compañeros que pasarán a segunda actividad, lejos de la primera línea de intervención”.

Apuntan que con este anuncio pueden suceder dos cosas: que “o los responsables técnicos y políticos del Consorcio Provincial de Bomberos ocultan un plan b, que a día de hoy no quieren hacer público, o simplemente son totalmente incapaces de gestionar con transparencia, eficacia y responsabilidad un servicio tan esencial para la sociedad, y es de justicia recordar que reciben un sueldo mensual de los presupuestos públicos para trabajar por el servicio público, no para especular con cifras, despilfarrar presupuestos y llevar a la deriva y sin proyecto alguno el servicio de Emergencias en la provincia de Alicante”. Se preparan medidas de presión.