Actualizado:
09 diciembre 2016
19:43

Malestar en la Zona Alta por la situación del ambulatorio

Este verano solo funciona miércoles y Sanidad dice que la falta de médicos impide cubrir vacantes
Actualidad | 26-07-2016 | facebook yahoo twitter

Los vecinos de la Zona Alta han hecho público su malestar por la situación que vive el ambulatorio ubicado en la parte alta del barrio este verano, puesto que sólo abre los miércoles, mientras que habitualmente hay servicio de lunes a viernes. Según la información facilitada, la falta de médicos es el motivo de que no se hayan podido cubrir todas las vacantes, lo que ha obligado a reorganizar el servicio y con ello a reducir a la mínima expresión el funcionamiento del consultorio de la Zona Alta, por lo que los pacientes que quieran acudir al médico deben esperar al miércoles, o el resto de días bajar al centro de salud La Plaça, que sí funciona.

Desde que empezó esta merma en el servicio sanitario el malestar ha quedado patente en el barrio, hasta el punto de que la asociación de vecinos Font Roja, preocupada por esta situación, convocó una reunión en la tarde del jueves a la que acudió el director de Atención Primaria, Vicente Cerdá, con el fin de hablar del presente y futuro de este dispensario.

Lleno, malestar y preocupación

La importancia del tema a tratar quedó patente en la respuesta vecinal, ya que el salón de actos de la asociación de vecinos Font Roja se llenó hasta los topes y fueron varios los asistentes que mostraron su malestar y preocupación por la situación generada.

El director de Atención Primaria hizo hincapié en que se trata de una situación puntual para los meses de verano y que la previsión es que en octubre se restablezca el servicio habitual del consultorio. Así, remarcó que sólo hay un motivo para haber tomado esta medida de reducir a un único día el servicio este verano, como es el de la falta de médicos de Primaria para poder sustituir todas las vacantes que se generan estos meses, con las lógicas vacaciones de los titulares.

No ocultó que se trata de “una situación desagradable para todos”, y reconoció que debería haber acudido a la asociación de vecinos el mes pasado, con el fin de explicar lo que iba a suceder. Vicente Cerdá reiteró que la previsión es que este servicio reducido únicamente se mantenga hasta septiembre como mucho, para que en octubre se retome con normalidad. Desde la asociación de vecinos esperarán a ver si se cumple este anuncio y en caso contrario iniciarán las acciones pertinentes, como puede ser una recogida de firmas, entre otras posibles.

Demandas vecinales

El encuentro con el director de Atención Primaria sirvió también para que varios vecinos le comunicaran una serie de quejas generales sobre funcionamiento, esperas y demandas que anotó, con el fin de trasmitirlas a quien pueda buscar posibles soluciones. Entre estas demandas se encuentra que haya un Pediatra, teniendo en cuenta que se trata de un barrio que ha crecido mucho en los últimos años y hay una elevada población infantil, así como que se amplíe el servicio de analíticas, entre otros. En la reunión también se habló sobre la idoneidad del lugar en que se encuentra y si en el futuro podría reordenarse el servicio asignando a determinada población un médico en dicho consultorio, cuestiones que únicamente se trataron a modo de comentarios, sin que haya nada en firme.

El consultorio de la Zona Alta abrió en el año 2010 y está ubicado en la zona de los depósitos. Desde un primer momento se dejó constancia de que mejoraría la atención a los vecinos del barrio, evitando desplazamientos al centro de salud ubicado en la Plaza de España, y teniendo en cuenta que en la Zona Alta hay empadronadas 7.849 personas.