Actualizado:
27 mayo 2017
09:14

Cocentaina ultima la gran fiesta de la Mare de Déu del Miracle

La programación comenzará el martes con las Vísperas Solemnes en el Monasterio y la Cremà de las 27 hogueras por la noche que recuerdan el Milagro de la Virgen ocurrido, según la tradición en (...)
Comarca | 14-04-2017 | facebook yahoo twitter

La tardía Semana Santa en el calendario ha originado que en los inicios de este mes de abril de 2017 los actos de las fiestas de la Mare de Déu del Miracle hayan cedido todo su protagonismo a las habituales celebraciones para conmemorar la Pasión de Cristo.

No obstante este Domingo de Pascua, cuando finalice el Encuentro Glorioso entre El Resucitado y La Dolorosa en El Pla, la Villa Condal dejará rápidamente atrás los días de recogimiento para adentrarse de lleno en los festejos patronales en honor a la Mareta.

La programación comenzará el martes con las Vísperas Solemnes en el Monasterio y la Cremà de las 27 hogueras por la noche que recuerdan el Milagro de la Virgen ocurrido, según la tradición, el 19 de abril de 1.520 en la capilla de San Antonio Abad del Palau Comtal. A partir de ahí el ritmo será frenético y el miércoles toda Cocentaina aguardará con gran emoción la salida de la Mareta de su Monasterio y el posterior traslado hasta la iglesia de Santa María donde a las puertas del templo, Mireya Sala Román recitará La Súplica.

SENTIMIENTO Y DEVOCIÓN

Grandes y pequeños, muchos ataviados con el traje típico de Contestana y de Masero, volverán arropar a esta fiesta que todo el pueblo vive con gran sentimiento y devoción “todos nos emocionamos al ver a la Mare de Déu por nuestras calles y los que se encuentran fuera hacen lo posible por venir para compartir este día tan especial con familiares y amigos”, detalla la alcaldesa, Mireia Estepa.

El día grande de la Mare de Déu del Miracle continuará con la Ofrenda Floral, la Misa Mayor y la Procesión General que saldrá desde Santa María a las siete de la tarde. Finalmente el 20 de abril habrá varios actos religiosos y ya en la noche del viernes 21 la Virgen regresará al Monasterio de las Clarisas donde seguirá recibiendo la visita diaria de todos los vecinos de la Villa Condal a lo largo del año.

El nostre ciutat