Actualizado:
10 diciembre 2017
19:55

El At. Salesiano, 16 años después

Derrotó en la final del Torneo Relámpago al CDC, que perdió su segunda final en apenas una semana
Deportes | 20-06-2017 | facebook yahoo twitter

No hubo quinto ganador para cerrar el curso en el fútbol local. Después que en los anteriores cuatro títulos hubiera un ganador distinto, la 59 edición del Torneo Relámpago sirvió para que un equipo levantase su segundo título de la temporada. Lo consiguió el At. Salesiano, que tras revalidar título en el Trofeo Manuel Moreno Cabanes volvió a conquistar el Torneo Relámpago y su capitán Omar Torres levantó dieciséis años después la copa de campeón que recibió de manos del concejal de deportes, Alberto Belda.

Para el CDC fue su tercera final perdida de la temporada, la segunda en apenas una semana tras caer también en los penaltis en el Esport en 3D ante el Pista. Si en aquella tarde fue Javi Antolí quien no convirtió su lanzamiento, en esta ocasión otro de los jugadores con mayor jerarquía del equipo, el capitán Antonio García fue quien no logró superar al portero Antonio González. Lo hizo todo bien, consiguió engañar al guardameta rival, pero el balón acabó estrellándose en el poste. Era el tercer lanzamiento de los Carniceros. En los dos anteriores, Javi Antolí y Nacho habían marcado, pero como el At. Salesiano había anotado sus tres lanzamientos, el título cayó de su lado y la alegría se desbordó en las filas rojillas.

El torneo se abrió con un duelo entre Contestano B y Español. Saltaba la sorpresa, puesto que el Contestano B con mucha juventud en sus filas, lograba la victoria por 1-0. Seguidamente se disputó lo que podría considerarse como una final anticipada entre CDC e Imperial. No hubo goles y el pase se decidió en los penaltis, donde los Carniceros se mostraron más certeros y de esta manera se pudieron tomar la revancha de su derrota en la final de Copa.

Tampoco se movió el marcador entre Independiente Enconados Jerez y Juan XXIII. Los penaltis decidieron que el Independiente siguiera adelante. Los cuartos se cerraron con un duelo entre Pista Viuda Tadeo Juan y At. Salesiano, que se decantó en favor de los segundos por 1-0. La aventura del Contestano B terminó en semifinales. Su entusiamo no le bastó para plantar cara a un CDC que tiró de experiencia para llevarse el partido con comodidad y ganar por 2-0. Abrió la cuenta Borja y los Carniceros sentenciaron en la última jugada del choque.

Quedaba por decidir el segundo finalista que tenía que salir del ganador del duelo entre Independiente y At. Salesiano. Decidió la calidad del At. Salesiano. El único gol del partido lo anotó el central Adrián Ferrer, en una acción que el Independiente protestó por considerar que estuvo precedida de fuera de juego.

De esta manera, el At. Salesiano iba a ser el rival de un CDC que gozó de la ventaja de no tener que disputar dos encuentros seguidos. Pese a llegar más castigado físicamente, fue el At. Salesiano quien tomó la iniciativa mientras que los Carniceros se mostraban expectantes, siempre bien ordenados y a la espera de su oportunidad. Jorge Francés logró marcar pero se le anuló el gol por fuera de juego.

Después el partido entró en una fase en la que el At. Salesiano se tomó un respiro y esto lo aprovechó el CDC para desplegarse en ataque y gozar de dos ocasiones muy buenas para haber deshecho el empate, sobre todo Cristian pudo marcar tras una buena acción de contragolpe pero no ajustó bien su remate desde la frontal.