Actualizado:
22 octubre 2017
11:03

La formación para disparar y el reparto de pólvora, sobre la mesa

La Asociación va a trabajar con el Ayuntamiento para ajustarse de inmediato a las novedades normativas
Actualidad | 08-03-2017 | facebook yahoo twitter

La Asociación de San Jorge considera “muy positiva e importante” la aprobación del nuevo Reglamento de Explosivos que regula el uso de armas de avancarga en las manifestaciones festivas. Este nuevo Reglamento apareció publicado en el Boletín Oficial del Estado (BOE) del pasado sábado.

Tal y como apuntan en una nota de prensa, la Institución celebra que el Gobierno central haya atendido la mayor parte de las alegaciones que presentó el pasado mes de julio. El nuevo Reglamento será de aplicación obligatoria a partir de 2019, un año después de lo que marcaba el borrador inicial. Según apuntan desde la Asociación de San Jorge, “el documento final pone en valor el trabajo desarrollado desde la Asociación y desde el Ayuntamiento”.

Dos kilos por acto y dos Alardos

En la misma nota de prensa indican que “la Asociación va a trabajar intensamente de la mano del Ayuntamiento de Alcoy para ajustarse de inmediato a las novedades normativas, tanto por lo que respecta a la formación de los participantes en el Alardo, para lo que ya existe una solución, como por lo que concierne al sistema de reparto. El objetivo es claro: que los festeros puedan disponer de la máxima cantidad de pólvora que establece el nuevo reglamento y que puede llegar a los 4 kilogramos”.

La Asociación agradece públicamente al Gobierno de España “que haya tenido en cuenta que el único kilogramo de pólvora del que pueden disponer hasta ahora los festeros es insuficiente para participar en los dos Alardos de Alcoy”. Ahora, se fija un máximo de dos kilos para cada acto: el Alardo de la mañana y el de la tarde.

Desde la Asociación también agradecen al Gobierno central que haya aceptado la propuesta de la Institución para aumentar la dosificación de carga y para ampliar el plazo de almacenamiento de pólvora. La disponibilidad de más pólvora trae más control sobre el reparto, los festeros deberán trasvasar la pólvora al interior de las cantimploras en el mismo lugar del reparto y se precintarán. La norma obliga a repartir la cantimplora necesaria para el segundo Alardo una vez finalice el primero y mientras estará custodiada por la entidad organizadora.

Por otra parte, desde la Asociación de San Jorge agradecen, de nuevo, la implicación de los 2.325 festeros que han obtenido la licencia de armas, que es obligatoria para participar en el Alardo, tal y como señala la normativa aprobada el pasado 24 de febrero por el Consejo de Ministros.

El nostre ciutat