Actualizado:
19 noviembre 2017
16:20

Polémicos límites de velocidad en varios puntos de la ciudad

El Ayuntamiento limita a 20 y 30 km/h varias calles, y el PP cuestiona unas y propone otras
Actualidad | 12-09-2017 | facebook yahoo twitter

La limitación de velocidad en diferentes calles de la ciudad está provocando una polémica tanto ciudadana como política, y desde el PP calificaron ayer de “algo excesivas” estas restricciones, a la vez que proponen otras. En una nota de prensa de los populares se indica que “el gobierno del Partido Socialista ha instalado señalización vertical y horizontal en las calles Escultor Peresejo, con limitación de 20 km/h, y en el Pas del Benisaidó y puente de San Jorge con limitación de 30 km/h”, y añaden que se trata de “unas limitaciones sobre las que se desconoce si han sido consultadas con las asociaciones de vecinos y que además están creando malestar. Algunos conductores han llegado a opinar que estas limitaciones son una medida recaudatoria”.

Desde el PP, en una nota del edil Ignacio Palmer, indican que “estas restricciones de 20 y 30 kilómetros por hora pueden generar que algunos conductores se pongan nerviosos y que puedan llegar a provocar situaciones peligrosas, como adelantamientos inapropiados y no respetar la distancia de seguridad. De hecho, hasta el autobús urbano rebasa los límites de velocidad en algún momento”.

El edil Ignacio Palmer explica que “en temas de tráfico, desde el Partido Popular anteponemos la seguridad del peatón, pero siempre aplicando criterios técnicos. Al respecto, pensamos que la limitación en algunos puntos es algo excesiva y en cambio hay otras zonas de la ciudad donde sería interesante colocar señales de limitación”.

A 30 EN EL CASO ANTIGUO

Así, el PP presentará a la próxima comisión informativa de Gobernación un ruego para que “se estudie en profundidad y basándose en criterios técnicos, la limitación de la velocidad en las distintas zonas”.

También se solicitará la colocación de señales en otras zonas de la ciudad, como las calles Sant Nicolau y Sant Llorenç, y en la Avinguda de la Hispanitat, “donde en ocasiones las velocidades son excesivas y sería necesario colocar señales que regulen la velocidad de paso y aseguren la seguridad de los peatones, pero en cualquier caso siempre con criterios técnicos para establecer las limitaciones adecuadas”. El gobierno municipal apuesta por que en el casco antiguo se circule a 30 máximo.

Desde el PP han elaborado un vídeo que se ha difundido por las redes sociales con el que buscan informar a los ciudadanos de los límites de velocidad, indican que han comprobado que en trayectos habituales cuesta detectar las nuevas señales, y apuntan que superar el límite en un kilómetro puede representar 100 euros de multa.

Recordar que el mes pasado, desde Ciudadanos también hablaron del tema y consideraban excesiva la limitación de velocidad en Escultor Peresejo, entre Isabel La Católica y la Colonia de Aviación.

El nostre ciutat